sábado 19 septiembre, 2020
Inicio Saludable Terapias alternativas: el poder sanador del agua
CUERPO Y MENTE

Terapias alternativas: el poder sanador del agua

La hidroterapia se utiliza para aliviar el dolor, para prevenir enfermedades o como método de rehabilitación. Existen diversas técnicas según la regulación de la presión, del estado y la temperatura. Incluso se puede emplear como complemento de la atención médica para pacientes con coronavirus.

Terapias alternativas: el poder sanador del agua

Primitivo y científico a la vez

La utilización del agua como agente curativo es una práctica tan antigua como la humanidad misma.

Sumergidos hasta la cadera, por ejemplo, los cuerpos disminuyen hasta un 50% de su peso aparente. En línea con el principio de Arquímedes los fluidos crean las condiciones para un proceso de rehabilitación ya que reducen el impacto en las articulaciones.

La hidroterapia es una herramienta alternativa para el abordaje de las patologías no sólo musculoesqueléticas sino también de toda índole, incluso como complemento al tratamiento de la enfermedad por COVID-19.

El conjunto de técnicas que abarca ha cobrado cada vez más respaldo científico y consiste en el empleo del agua como agente terapéutico, en distintas temperaturas y estados.

El poder sanador de este elemento de la naturaleza se acentúa además por la libertad que una persona adquiere cuando está sumergida, que contrasta con las limitaciones del mundo por fuera. A la par de los efectos físicos, el individuo experimenta satisfacción, relajación y placer.

Una revisión de la bibliografía científica disponible sobre el tema concluye que “la hidroterapia genera efectos en varios sistemas del cuerpo basados en evidencia científica”.

La lista de beneficios es extensa y está vinculada a la dolencia o condición que se esté asistiendo. Pero a grandes rasgos:

  • Enseña a respirar
  • Favorece la circulación sanguínea
  • Genera relajación física y mental
  • Alivia contracturas
  • Fortalece el sistema inmunológico
  • Entrena el equilibrio
  • Posibilita el aumento de masa muscular
  • Aminora el miedo y la ansiedad

Un hábito simple

Se denominaducha de contraste a la alternancia entre agua fría y calienteque puede hacer cualquier persona desde su casa.

Aunque es una técnica utilizada por especialistas, y hay determinados pacientes que deben evitarla, es un hábito altamente recomendado para mejorar la circulación.

Asimismo contribuye a aliviar inflamaciones, aminorar y prevenir varices, para dolores articulares y musculares.

Se trata de finalizar el baño cotidiano con unos segundos de agua fría y al secar el cuerpo hacerlo con movimientos vigorosos y ascendentes.

Se recomienda comenzar a incorporarlo de a poco, de a segundos según la tolerancia, hasta alcanzar los 30´.

Este hábito simple sirve incluso para prevenir infecciones como la producida por la COVID-19 y consiste en:

  1. Dejar correr el agua sobre el cuello y espalda alta.
  2. Ir subiendo de a poco la temperatura del agua hasta que esté bien caliente, pero sin quemarse.
  3. Cuando se necesite cambiar a la fría cerrar completamente la caliente hasta lograr una inspiración profunda.
  4. En los siguientes días incrementar la tolerancia y tiempo.

Aunque simple, la costumbre despierta el sistema nervioso, ayuda a la concentración, disminuye los niveles de dióxido de carbono en sangre, estimula la producción de glóbulos blancos y la quema de grasa. Todos los efectos en conjunto representan un fortalecimiento del sistema inmunológico.

Método Wim Hof: la respiración y la mente

Lo llaman el “hombre de Hielo” porque puede estar en un tanque cubierto de hielo por 12 minutos. Tiene el récord Guinness de permanencia bajo hielo, corrió una maratón en el desierto sin beber nada y ascendió al Everest en ropa interior.

Se llama Wim Hof y su mismo nombre lleva el método que lo habilitó a realizar las proezas. Se basa en tres pilares:

  • La respiración: el holandés afirma que las personas no son conscientes del potencial de la respiración adecuada. Una buena oxigenación genera energía, libera del estrés y fortalece la respuesta inmunitaria.
  • La concentración: todas las actividades que hace el “hombre de hielo” exigen paciencia, dedicación y el control sobre el cuerpo y mente.
  • Terapia de frío: la exposición correcta al frío proporciona numerosos beneficios fisiológicos y en el estado anímico.

El entrenador recomienda su metodología para mejorar el rendimiento deportivo, para recuperar los músculos, reducir inflamaciones, controlar la ansiedad, mejorar el sueño, la capacidad de concentración y la creatividad.

Hidroterapia para COVID-19

En las fases tempranas de coronavirus, el calor puede usarse parafortalecer el sistema inmunetal cómo se evidenció anteriormente.

Asimismo existen procedimientos para casos más severos, especialmente cuando hay tos y dificultad para respirar.

En cualquier paciente, la hidroterapia es un complemento al cuidado médico estándar y en personas con diabetes, enfermedad cardiovascular o enfermedad pulmonar la aplicación es específica.

Otros tipos de hidroterapias que requieren de la orientación profesional son:

  • Inmersión local de los pies y tobillos entre 39 y 43 grados, cubierto con una manta para conservar el calor. Finalizar con agua fría.
  • El vapor ruso es similar al anterior pero con vapor y en todo el cuerpo. La persona debe estar sentada en una silla y cubierta con una sábana.
  • Sumergir el cuerpo en la bañera y colocar una compresa fría en la cabeza
  • Cataplasma de cebolla: principalmente indicado para tos y flema. Consiste en licuar la mitad de una cebolla con agua, colocarla entre dos toallas que envuelvan el pecho y asegurar con papel film. Dejar toda la noche.
  • Fricción: con un guante de esponja vegetal frío que el terapeuta aplicará en la zona a tratar.
  • Inhalaciones de vapor con aceites esenciales o hierbas.
  • El Ai chi es un programa de meditación en el agua caliente. Hay estudios que respaldan su efectividad para ciertas dolencias.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

La hidroterapia se utiliza para aliviar el dolor, para prevenir enfermedades o como método de rehabilitación. Existen diversas técnicas según la regulación de la presión, del estado y la temperatura. Incluso se puede emplear como complemento de la atención médica para pacientes con coronavirus.

- Advertisment -

más leídas

Cibercondría: un efecto colateral de la vida digital en pandemia

Cibercondría un efecto colateral de la vida digital en pandemia Desde la consolidación en la web de gran...

El enigma del abuelo de Jesús

La genealogía es una de las Ciencias Auxiliares de la Historia. Mateo, el ex recaudador de impuestos que financiaban...

Los cristianos y las armas, un debate presente

En el Antiguo Testamento, abundan las historias bíblicas sobre enfrentamientos armados y en las que unos quitan la vida a otros. Sin...

Cómo ser un experto en hacer la paz sin desearla realmente

Para muchos, la noticia resultó inesperada y hasta disparatada. Para otros, simplemente confirmó lo que ya se había vaticinado a mediados del...
Y conocerán la verdad, y la verdad los hará libres.